¿Por qué el Partido Popular no responde ante los ataques marxistas? -José L. Román/alertadigital-

Sé que muchos ciudadanos se hacen esta pregunta, y algunos incluso van mucho más allá, ¿por qué la izquierda toma la calle con sus activistas cada vez que lo considera oportuno, y el Partido Popular no hace lo mismo ante los ataques de la extrema izquierda? Pues sencillamente, porque el Partido Popular no tiene poder de movilización social; no tiene jóvenes dispuestos a luchar por unos ideales que marquen claramente su posicionamiento político por encima del ánimo de lucro. Esos jóvenes que en teoría ya deberían estar en la calle para frenar los ataques indiscriminados del marxismo, no tienen un líder capaz ni un claro referente político, ni unas ideas que defender por diversas razones:

1.- Porque el Partido Popular ha querido ocupar un centro político que no existe, y así ser más “demócrata” que nadie y no ser tachado de franquista. El centro político no es ninguna ideología sino simplemente una postura. Para ser de centro debe existir una izquierda y una derecha, y hoy en España, por decisión de ciertos asesores del PP, con la satisfacción y el cariño del Partido Socialista, y la complicidad de casi todos los medios de comunicación, esa derecha no existe en nuestro pueblo, a no ser, que bajo la sombra del PP, se encuentre una derecha descafeinada, centralista y central.

2.- Porque nadie puede confiar en la cúpula de un partido como la del Partido Popular, que por miedo, temor y complejo, con todo el poder en sus manos, con el apoyo mayoritario del pueblo en las urnas, con una mayoría absoluta en el Parlamento, y gobernando la mayor parte de Comunidades Autónomas y Ayuntamientos, no ha tenido el valor, el coraje ni la gallardía suficientes, para voltear los planes de una izquierda que nos han llevado a la ruina económica, moral, espiritual, social y nacional. Y…

3.- Porque siguiendo los dictados de Bruselas para dirigir la economía tal y como les marca el NOM, podrá anunciar el PP todo tipo de cifras más o menos tranquilizadoras, pero eso no basta, hay problemas que no se resuelven con medidas económicas, hace falta algo más, hace falta un referente una ideología, porque sin ideología, sin firmeza, sin coraje, y sin valor, no se puede instruir ni ganar la confianza de una juventud sana, dispuesta a responder con gallardía a los ataques de los que, no solo quieren destruir definitivamente nuestra economía, sino también la unidad de la Patria.

Solo pondré un ejemplo que quiero también que sirva de homenaje de admiración y de respeto: Miguel Ángel Blanco Garrido. Un joven valiente y español de primera fila, que fue vilmente asesinado por los terroristas vascos de la ETA, y que su muerte logró congregar una gran manifestación antiterrorista. Lo que no sabía este joven español es, que su partido y el partido socialista, convocaron aquella manifestación para protestar por su asesinato, pero no para acabar de raíz con el nacionalismo antiespañol y con los terroristas. Por eso se limitaron únicamente a invitar a los asistentes a que se pintarán las manos de blanco, se colgaran lazos negros en el pecho y guardaran minutos de silencio. Al día siguiente, siguieron pactando y negociando con los asesinos.

Miguel Ángel Blanco creyó siempre que luchaba por unos ideales; creyó que su partido defendía la españolidad allí donde el odio a todo lo español por parte de los que también se denominan demócratas como los nacionalistas y los terroristas, sometían y someten a los disidentes. Creyó que si caía víctima de los terroristas antiespañoles, el ejemplo de su vida y de su muerte levantaría el estilo y a lo mejor de las juventudes de España, y sin embargo, hoy estará viendo desde el cielo -como lo ven sus amigos y familiares desde la Tierra-, que tras su cobarde y vil asesinato, su partido se ha ciscado en su sangre y en la de todos los que como él dieron su vida –no por defender la unidad de los demócratas como acostumbran a decir para confundir a la opinión-, sino por defender la unidad de España.

A partir de aquí, el Partido Popular no puede tener poder de movilización. Este partido, y todos aquellos informadores que desde los medios lo defienden, exhiben una falsa bandera. No defienden ninguna ideología ni ninguna doctrina como lo hace la izquierda. Desde una pesada y falsa verborrea, y desde toda posición de privilegio, los líderes del PP se han unido a esa ingeniería social que ha matado nuestra capacidad de reacción, no permitiendo que las nuevas generaciones al margen de su partido, hayan tomado el testigo de nuestra identidad, la fe cristiana y el patriotismo, y así poder enfrentarse al marxismo y a sus cachorros que hoy conforman la emergente extrema izquierda anticristiana y antiespañola.

Tras las últimas elecciones, piden la cabeza de Rajoy para diferentes pactos y poder conformar un Gobierno estable, pero eso no es totalmente cierto, el problema del PP es otro, es el equipo completo, ese equipo inseparable del que insistentemente habla Soraya Sáenz de Santamaría, que también tendría que abandonar la política y el PP si lo hace su líder Mariano Rajoy. Eso es lo que quiere la izquierda a sabiendas de que no existe partido fuerte que sustituya al PP, porque ya se han encargado todos ellos de que no lo haya.

A los jóvenes que han querido durante más de tres décadas tomar el testigo de defender unos ideales por encima de los partidos, el Partido Popular y sus medios afines los han denigrado, injuriado y calumniado, tachándolos de franquistas, fascistas y de una extrema derecha desestabilizadora. Resultado, pues que hoy no existe una juventud preparada y dispuesta para frenar al marxismo que viene. Las juventudes del PP no creen en la cúpula ni tienen un referente, solo persiguen lo que han visto y aprendido de sus maestros: subirse al carro del pesebrismo político y enriquecerse, procurando no mancharse en el curso doloroso de la contienda.

¿Cuántas manifestaciones convoca el PP en la calle para protestar ante los ataques marxistas? Ninguna. La derecha acomplejada no tiene poder de movilización social porque no tiene jóvenes dispuestos a defender unos ideales, y menos, después de ver el comportamiento de sus dirigentes con los jóvenes y menos jóvenes asesinados por el marxismo separatista y antiespañol, dejando en libertad a los terroristas, criminales y violadores.

La izquierda por el contrario no ha perdido el tiempo. Sin ambigüedades, sin complejos, y esgrimiendo sin esconderse su odio y su revanchismo, ha procurado, bajo el paraguas del sistema constitucional, desde las escuelas, institutos, universidades y a nivel nacional, incluso con el PP en el gobierno, ir conformando un “ejército” de jóvenes voluntarios perfectamente instruidos en el marxismo y “kaleborroka”, para que siguiendo las consignas de sus instructores –como estamos viendo allá donde gobiernan-, acabar definitivamente con España.

Ver artículo original:

Anuncios

Un pensamiento en “¿Por qué el Partido Popular no responde ante los ataques marxistas? -José L. Román/alertadigital-”

  1. Claro, que esto es para la mayor parte de cosas, cuando existen muchos
    vendedores que ofrecen exactamente el mismo producto y
    compiten por ser el mejor en coste. Cuando el producto es único,
    si es bastante difícil ponerle un precio (ej: arte) y, especialmente cuando es caro…
    entonces ya perder un tiempo se considera
    razonable, cobra sentido para ambos y el modelo subasta parece mucho más conveniente.
    Es pura lógica: si te comprarás una cámara de fotos sería extraño esperarte
    2 semanas y perder múltiples subastas sólo por ver si te ahorras 5 euros… es más normal comprarla ya.
    Pero si comprarás un cuadro conocido, el ofrecer una brutalidad de dinero a
    ciegas para estar seguro de ser quien se lo lleva quizás no sea la opción mejor.

    En un caso así especial tal vez no te importe esperar un mes… y al vendedor asimismo le interesa
    que haya varios interesados compitiendo. http://all4webs.com/clare9nash94/conoceelrealtimebidding.htm?61189=55176

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s